Inicio > Uncategorized > ¿Disminuye el Salario Mínimo la Pobreza?

¿Disminuye el Salario Mínimo la Pobreza?

A finales del siglo XIX e inicios del siglo XX, en Nueva Zelanda y en Gran Bretaña, se inicia el concepto de salario mínimo con el fin de mejorar las condiciones de trabajo y asegurar el bienestar de los trabajadores. En éste último, surgen Leyes como las de seguridad social y laboral para trabajadores y empleadores.

En 1917 dos conferencias internacionales de trabajadores concluyeron redactando la “Carta de Berna”, consumando en la creación de  la Organización Internacional del Trabajo, la que formó parte del tratado de Versalles (1919) y, que luego, se convirtió en la primera agencia especializada de la ONU en 1946.

http://www.portafolio.com.co/opinion/blogs/printer.php?id_recurso=450015040

Es así como se fue enraizando este concepto en las sociedades  no sólo como una solución a la explotación de los trabajadores, sino que también como una medida para disminuir la pobreza. Esto último, poco a poco  se fue internalizando tanto en las mentes de los ciudadanos como en las mentes de los propios gobernantes, generando así un mito: ¿Es el salario mínimo la solución para acabar con la pobreza?

El efecto del salario mínimo no es el esperado, en cuanto a esa materia, ya que ha sido diseñado para ayudar a los pobres y a la gente sin educación, pero debemos tomar en cuenta que también significa una medida de costo de oportunidad para jóvenes que no poseen grandes proyecciones y se ven tentados a adquirir experiencia laboral antes de seguir con sus estudios. Esto termina por aumentar el porcentaje de pobreza en los países, porque prevalecen el dinero de hoy al dinero que podrían llegar a ganar mañana si siguiesen con su educación superior.

Por otra parte, si hablamos de un aumento del salario mínimo, podemos observar que las personas que poseen una alta cualificación y una vasta experiencia laboral, no resultan afectadas (ni por un alza ni por una disminución), ya que sus salarios de equilibrio son muy superior al mínimo. Sin embargo, los jóvenes o trabajadores que no tienen una cualificación suficiente, se ven  más afectados. Por una parte, los jóvenes están más tentados a abandonar sus estudios y por otra, las empresas aumentan sus costos de mano de obra, lo que causa que se contraten a menos personas.

http://www.weeklystandard.com/Content/Public/Articles/000/000/012/592klkms.asp

Anuncios
Etiquetas: ,
  1. abril 16, 2010 en 2:41 am

    ojo, así como se plantea no queda claro porqué esto es un mito racional. Más bien parece que, según lo escrito, planteas que se trata de una falacia (algo muy distinto, algo muy distinto a un mito). En consecuencia, lo agregaré como un post extra.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: